domingo, 11 de octubre de 2015

iPhone, prácticamente a prueba de agua…



Apple aprendió bien la lección después de su lamentable episodio con el #BentGate, y ahora con el lanzamiento de los nuevos iPhone 6S y iPhone 6s Plus, han comenzado a surgir nuevos videos con pruebas de resistencia,  descubriendo para sorpresa de muchos, que ambos terminales no sólo son difíciles de doblar, sino que también son virtualmente resistentes al agua. El furor, según reporta BGR, comenzó con el canal de YouTube ZeeDude de Zach Straley , en donde compartió una prueba de resistencia al agua realizada a ambos modelos, descubriendo que tras mantenerse sumergidos por poco más de una hora los dos terminales funcionaban perfectamente sin ningún desperfecto aparente. Esto desencadenó la aparición de más videos emulando la prueba con prácticamente los mismos resultados al final

Someter el terminal a múltiples inmersiones produce mayor daño y reduce el tiempo de resistencia al parecer, sin embargo, incluso las pruebas más rudas apuntan a que la pantalla podría ser el único componente dañado tras someterse a las pruebas de agua. Aunque en ningún momento Apple ha hablado de que el iPhone 6S o el iPhone 6s Plus sean resistentes al agua, esa marca que ronda los 60 minutos sin afectar los componentes del smartphone es bastante respetable, y representa a la vez un golpe bajo a compañías como Sony, cuya certificación de modelos a prueba de agua parece cada vez menos cierta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario